Seguidores

Google+ Followers

domingo, 14 de octubre de 2012

FOTO.

Hacia tiempo que no paseaba solo por su ciudad. Todo el mundo se paraba a su paso y levantaba sus sombreros en señal de respeto, pero estaba seguro que lo criticaban a sus espaldas. Tenia muchos conocidos pero ningun amigo verdadero. Sus arcas rebosaban de comisiones y sobornos, pero por las noches no conseguia conciliar el sueño. Los jueces le pisaban los talones desde hacia tiempo. Sus empleados lo temian pero no le amaban. Su familia le deseaba una corta vida. Las casas que se mando construir resultaban frias y cuando llegaban las navidades, vacias. Mientras veia a gentes que no tenian nada reunirse y cantar, y parecian felices. Habia dejado muchos cadaveres por el camino. Aquel dia le dijo a su secretaria que suspendiera las reuniones y a su chofer que le acercara al cementerio. Avanzó despacio bajo los cipreses del paseo central y al llegar a la primera rotonda se detuvo. Aquel era un buen sitio. Unos meses despues en aquel lugar se alzaba el mejor panteón que se conociera en la ciudad. Murio solo. Hoy ya nadie recuerda su nombre. Los gatos se cuelan y cagan sobre su lapida. Y el que fuera su brillante aeropuerto, la obra insigne de su gestión,  es ahora una ruina tomada por la maleza.

7 comentarios:

  1. Me encanta la fotografía!!! es una preciosidad y el texto... es tuyo? mantiene en suspense hasta el final!

    ResponderEliminar
  2. Soberbia entrada. No hay que decir más.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Gracias, a ambos. Si el texto es mio. No me prodigo mucho ultimamente en la escritura, mi cabecilla esta en otras cosas. A ver si me animo y me pongo poco a poco a ello. No solo de fotografia vive el hombre. Abrazos a los dos.

    ResponderEliminar
  4. Registro actualizado. Me gusta el tratamiento dado al color de la fotografía.

    ResponderEliminar
  5. La foto me gusta mucho, el color de los mosaicos es magnífico y has sabido tratarlo muy bien. Sobre el texto, me quito el sombrero, muy bueno y se te entiende todo.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Cada día me gusta más tu trabajo, David, pero tus textos me encantan. Prodígate más, por favor. Un beso enorme

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya sabes Sol, hay cosas que nos ocupan la cabeza y no nos dejan centrarnos. Que te contare. Siempre gracias.

      Eliminar